SALA CONSTITUCIONAL

 

Magistrada Ponente: LUISA ESTELLA MORALES LAMUÑO

Expediente N° 10-0536

 

El 18 de mayo de 2010, el abogado Alirio Madrid Cáceres, inscrito en el Instituto de Previsión Social del Abogado bajo el N° 81.147, en su carácter de defensor de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, titulares de las cédulas de identidad Nros. 20.342.254 y 13.784.269, respectivamente, interpuso acción de amparo constitucional contra la decisión dictada el 21 de abril de 2010, por la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, mediante la cual declaró “INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE, el recurso de apelación ejercido contra la decisión dictada el 8 de marzo de 2010, por el Tribunal de Control N° 01 de dicho Circuito Judicial Penal, que declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta interpuesta y las excepciones opuestas por la defensa de los imputados, de conformidad con lo establecido en los artículos 196, 447 numeral 2, así como 437 literal c, todos del Código Orgánico Procesal Penal”, dictada en la causa penal seguida contra los prenombrados ciudadanos por la presunta comisión de los delitos de homicidio calificado por motivos fútiles en grado de complicidad correspectiva, uso indebido de arma de fuego y simulación de hecho punible, alegando la violación de su derecho constitucional a la tutela judicial efectiva, previsto en el artículo 26 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

 

El 9 de junio de 2010, se dio cuenta en Sala y se designó como ponente a la Magistrada Luisa Estella Morales Lamuño, quien con tal carácter suscribe el presente fallo.

 

Mediante escrito del 16 de noviembre de 2010, la parte accionante solicitó pronunciamiento.

 

Constituida esta Sala Constitucional el 9 de diciembre de 2010, en virtud de la incorporación de los Magistrados designados por la Asamblea Nacional en sesión especial celebrada el 7 del mismo mes y año, publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Nº 39.569 del 8 de diciembre de 2010, quedó integrada de la siguiente forma: Magistrada Luisa Estella Morales Lamuño, Presidenta; Magistrado Francisco Antonio Carrasquero López, Vicepresidente; y los Magistrados y Magistradas Marcos Tulio Dugarte Padrón, Carmen Zuleta de Merchán, Arcadio Delgado Rosales, Juan José Mendoza Jover y Gladys María Gutiérrez Alvarado.

 

Realizado el estudio individual de las actas que conforman el presente expediente, esta Sala Constitucional pasa a decidir previas las siguientes consideraciones.

 

 

I

DE LA ACCIÓN DE AMPARO CONSTITUCIONAL

 

La defensa de la parte accionante planteó la pretensión de amparo constitucional en los siguientes términos:

 

Que “(…) mediante escrito de defensa interpuesto con fundamento en el artículo 328 del Código Orgánico Procesal Penal, por ante (sic) el Tribunal de Control N° 01 del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui (…) el Defensor (…) solicitó se decretara la nulidad absoluta de aprehensión de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, por considerar que se les habían violentado el derecho a la defensa y al debido proceso al decretárseles orden de aprehensión y serle ratificada la misma por parte del referido Tribunal de Control, sin haber sido notificados que estaban siendo investigados por el Ministerio Público ni imputados ante ese organismo (…)” (Mayúsculas de la parte accionante).

 

Que “(…) dicha solicitud fue ratificada en acto de audiencia preliminar celebrada por ante (sic) la sede del precitado Tribunal de Control, el 8 de marzo de 2010 (…), siendo denegada dicha solicitud de nulidad absoluta al término de la citada audiencia preliminar (…)”.

 

Que “(…) dicha decisión fue impugnada mediante recurso de apelación, propuesto con fundamento en el artículo 447 numerales 5 y 7 del Código Orgánico Procesal Penal, en concordancia con el artículo 196 eiusdem, el 15 de marzo de 2010, por ante (sic) la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, en consideración a que el Tribunal de Control N° 01 de dicho Circuito Judicial Penal, aplicó indebidamente la sentencia N° 1381 del 30 de octubre de 2009, toda vez que los hechos que dieron origen a la causa acaecieron en fecha 13 de octubre de 2009, y la orden de aprehensión decretada contra los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, fue dictada en fecha 26 de octubre de 2009, en razón a que las sentencias del Tribunal Supremo de Justicia carecen de efecto retroactivo (…)” (Mayúsculas de la parte accionante).

 

Que “(…) del análisis de las razones de derecho expuestas por la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, mediante las cuales fundamentó su decisión para declarar INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE el recurso de apelación interpuesto (…), se desprende que a los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, les fue conculcado el derecho a la tutela judicial efectiva (…)” (Mayúsculas de la parte accionante).

 

Que “(…) la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, erró al aplicar el ya derogado Código Orgánico Procesal Penal, publicado en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 5.894 extraordinario, del 26 de agosto de 2008, el cual preveía la improcedencia del recurso de apelación contra la denegatoria de nulidad absoluta, debiendo aplicar en una decisión ajustada a derecho (…), la Ley de Reforma del Código Orgánico Procesal Penal, publicado en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 5.930 Extraordinario, del 4 de septiembre de 2009, la cual modificó el último aparte del artículo 196 (…)”.

 

Finalmente solicita que “(…) en razón a que la trasgresión y violación de las garantías fundamentales que asisten a los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, y sus efectos aún se mantienen afectando gravemente el derecho constitucional a la tutela judicial efectiva (…), solicito a este Máximo Tribunal Constitucional (…), se decrete mandamiento de amparo constitucional en su beneficio, o dicte una decisión que ajustada a derecho a bien tenga lugar, restableciendo la situación jurídica infringida o la que más se asemeje a ella (…)” (Mayúsculas de la parte accionante).

 

 

II

DEL FALLO ACCIONADO

 

El 21 de abril de 2010, la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, dictó sentencia mediante la cual declaró “INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE, el recurso de apelación ejercido contra la decisión dictada el 8 de marzo de 2010, por el Tribunal de Control N° 01 de dicho Circuito Judicial Penal, que declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta interpuesta y las excepciones opuestas por la defensa de los imputados, de conformidad con lo establecido en los artículos 196, 447 numeral 2, así como 437 literal c, todos del Código Orgánico Procesal Penal”, dictada en la causa penal seguida contra los ciudadanos José Gregorio Surga Camero y Jesús Gregorio Marcano Hernández, por la presunta comisión de los delitos de homicidio calificado por motivos fútiles en grado de complicidad correspectiva, uso indebido de arma de fuego y simulación de hecho punible, en los siguientes términos:

 

 

“(…) El caso sometido al conocimiento de esta Instancia Superior, trátese de un recurso de apelación de autos y en este sentido, observamos que el motivo para recurrir de este tipo de decisiones, está previsto en el artículo 447 del Código Orgánico Procesal Penal.

Siguiendo lo antes explanado, nos encontramos con el principio de impugnabilidad objetiva, previsto en el artículo 432 del Código Orgánico procesal Penal, el cual nos establece que las decisiones judiciales serán recurribles sólo por los medios y en los casos expresamente establecidos.

En este orden de ideas el mismo Código prevé que los recursos se interpondrán en las condiciones de tiempo y forma que se determinen en él.

Así las cosas, nos encontramos con las causales de inadmisibildad, que debe tomar en cuenta esta Corte de Apelaciones, establecido en el artículo 437 del Código Orgánico Procesal Penal, las cuales son:

a.- Cuando la parte que lo interponga carezca de legitimación para hacerlo: Al respecto, en el caso sub iudice, quienes interponen el recurso son los Abogados ALIRIO MADRID CÁCERES y RAFAEL RAMÍREZ, en su condición de Defensores de confianza de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA y JOSÉ GREGORIO MARCANO, cualidad que está evidenciada en los autos que conforman este cuaderno.

b.- Cuando el recurso se interponga extemporáneamente: La decisión impugnada, fue dictada en fecha 08 de marzo de 2010, el recurso de apelación fue interpuesto el 15 de marzo de 2010, siendo certificado por la secretaria del Tribunal a quo que transcurrieron cuatro (04) días de audiencia, evidenciándose que el mismo fue interpuesto dentro del lapso previsto en el artículo 448 del Código Orgánico Procesal Penal; asimismo dejó constancia la Secretaria que el Ministerio Público una vez emplazado no dio contestación al presente recurso.

c.- Cuando la decisión que se recurre sea inimpugnable o irrecurrible por expresa disposición de este Código o de la ley.

Por otra parte con relación a esta causal de inadmisión, esta Alzada evidencia lo siguiente:

Se observa del escrito contentivo del recurso de apelación, que el mismo es ejercido contra la decisión dictada en fecha 08 de marzo de 2010, por el Tribunal de Control N° 01 de este Circuito Judicial Penal, mediante la cual en la celebración de la audiencia preliminar declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta y las excepciones opuestas por la defensa.

En tal virtud, esta Alzada ha evidenciado de la lectura realizada tanto al escrito recursivo, como al auto de apertura a juicio con ocasión a la celebración de la Audiencia Preliminar, que en el mentado acto procesal, el apelante solicitó la nulidad absoluta de la aprehensión de sus defendidos, al considerar que los mismos no fueron notificados y mucho menos imputados sobre los hechos por los cuales se les estaban investigando y que por tanto, su aprehensión es nula de nulidad absoluta, de igual manera opusieron excepciones, a lo que el Juez a quo, dio respuesta (…).

… omissis …

En este sentido precisa esta Corte de Apelaciones, que la solicitud de nulidad planteada ante la respectiva autoridad judicial, que ha sido resuelta de manera negativa, es inapelable por disposición expresa del Código Orgánico Procesal Penal el cual en el último aparte de su artículo 196 (…).

… omissis …

Así pues, con respecto a la declaratoria sin lugar de la solicitud de nulidad invocada por la defensa, establece la parte in fine del ut supra transcrito artículo, taxativamente que, contra el auto que declare la nulidad, las partes podrán interponer recurso de apelación, dentro de los cinco días siguientes a su notificación y que este recurso no procede si la solicitud es denegada.

En atención a ello, se ha pronunciado el más alto Tribunal de la República en Sala Constitucional, Sentencia Nº 1228, de fecha 16/06/2005, expediente 04-3103 (…).

… omissis …

Por su parte en cuanto a la denuncia de que el tribunal de primera instancia declaró sin lugar las excepciones opuestas por la defensa, considera necesario esta Corte de Apelaciones señalar el contenido del artículo 447 del Código Orgánico Procesal Penal en su numeral 2 (…).

Establecido lo anterior, se evidencia que de igual manera el punto señalado en cuanto a que el Juzgador de primera instancia declaró sin lugar las excepciones opuestas, también es irrecurrible por expresa disposición del texto adjetivo penal, por cuanto le da la oportunidad de volver a oponerlas o presentarlas ante el juez de juicio, si se llegare a aperturar un eventual juicio oral y público.

Ahora bien, precisados como han sido los puntos impugnados en el presente recurso; esta Alzada estima que la solicitud de nulidad absoluta de la aprehensión de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA y JOSÉ GREGORIO MARCANO, así como la declaratoria sin lugar de las excepciones opuestas resultan inadmisibles, habida consideración que como se desprende del estudio de la decisión recurrida, dicha nulidad ya fue solicitada y declarada sin lugar por la primera instancia, en forma razonada durante el desarrollo de la Audiencia Preliminar, así como también las excepciones opuestas.

Por ende, al no proceder recurso de apelación alguno en contra del pronunciamiento emitido por el Juez de Control N° 01, de este mismo Circuito Judicial Penal, durante la celebración de la Audiencia Preliminar, es por lo que se hace imperativo declarar INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE el recurso de apelación interpuesto por los Abogados ALIRIO MADRID CÁCERES y RAFAEL RAMÍREZ, en su condición de Defensores de Confianza de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA y JOSÉ GREGORIO MARCANO, contra la decisión dictada en fecha 08 de marzo de 2010, por el mentado tribunal mediante la cual declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta interpuesta por la defensa al igual que las excepciones opuestas, todo ello de conformidad con lo establecido en los artículos 196, 447, numeral 2º, así como en el 437, literal “c”, todos del Código Orgánico Procesal Penal (…)” (Mayúsculas del texto original).

 

 

III

DE LA COMPETENCIA

 

Corresponde a esta Sala Constitucional determinar su competencia para conocer de la presente acción de amparo constitucional y, al respecto, observa que de conformidad con el criterio de competencia establecido en esta materia, en la sentencia N° 1 del 20 de enero de 2000 (caso: “Emery Mata Millán”), a esta Sala le corresponde conocer de las acciones de amparo que se intenten contra decisiones de última instancia emanadas de los Tribunales o Juzgados Superiores de la República -salvo los Juzgados Superiores de lo Contencioso Administrativo-, las Cortes de lo Contencioso Administrativo y las Cortes de Apelaciones en lo Penal, en tanto su conocimiento no estuviere atribuido a otro Tribunal, de acuerdo con lo establecido en el citado fallo.

 

Ahora bien, por cuanto en el presente caso la solicitud de amparo ha sido interpuesta contra la decisión dictada el 21 de abril de 2010, por la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, es por lo que corresponde a esta Sala Constitucional el conocimiento de la acción de amparo ejercida, de conformidad con el artículo 25 numeral 20 de la novísima Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia,                     G.O. Extraordinario N° 5.991 del 29 de julio de 2010, reimpresa el 1 de octubre de 2010, G.O. N° 39.522, la cual establece la competencia de la Sala Constitucional para “conocer las demandas de amparo constitucional autónomo contra las decisiones que dicten, en última instancia, los juzgados superiores de la República, salvo de las que se incoen contra la de los Juzgados Superiores en lo Contencioso Administrativo” y la doctrina contenida en el fallo citado. Así se decide.

 

 

IV

CONSIDERACIONES PARA DECIDIR

 

Determinada la competencia, pasa la Sala a pronunciarse sobre la admisibilidad del asunto sometido a su conocimiento, para lo cual observa:

 

La presente acción de amparo constitucional fue ejercida contra la decisión dictada el 21 de abril de 2010, por la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, mediante la cual declaró “INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE, el recurso de apelación ejercido contra la decisión dictada el 8 de marzo de 2010, por el Tribunal de Control N° 01 de dicho Circuito Judicial Penal, que declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta interpuesta y las excepciones opuestas por la defensa de los imputados, de conformidad con lo establecido en los artículos 196, 447 numeral 2, así como 437 literal c, todos del Código Orgánico Procesal Penal”, dictada en la causa penal seguida contra los ciudadanos José Gregorio Surga Camero y Jesús Gregorio Marcano Hernández, por la presunta comisión de los delitos de homicidio calificado por motivos fútiles en grado de complicidad correspectiva, uso indebido de arma de fuego y simulación de hecho punible, alegando la violación de su derecho constitucional a la tutela judicial efectiva, previsto en el artículo 26 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

 

Luego del examen de la demanda de amparo que fue interpuesta, esta Sala procede a la comprobación del cumplimiento de los requisitos que exige el artículo 18 de la Ley Orgánica de Amparo sobre Derechos y Garantías Constitucionales y encuentra que ella cumple con los mismos. Así se declara.

 

En lo concerniente a la admisibilidad de la pretensión de amparo sub examine a la luz de las causales de inadmisibilidad establecidas en el artículo 6 de la Ley Orgánica de Amparo sobre Derechos y Garantías Constitucionales, esta Sala concluye que, por cuanto no se halla incursa prima facie en tales causales, la pretensión de amparo es admisible. Así se declara.

 

V

DECISIÓN

 

Por las razones anteriormente expuestas, esta Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, administrando justicia en nombre de la República por autoridad de la ley, se declara COMPETENTE para conocer el amparo ejercido y ADMITE la acción de amparo constitucional ejercida por el abogado Alirio Madrid Cáceres, inscrito en el Instituto de Previsión Social del Abogado bajo el N° 81.147, en su carácter de defensor de confianza de los ciudadanos JOSÉ GREGORIO SURGA CAMERO y JESÚS GREGORIO MARCANO HERNÁNDEZ, titulares de las cédulas de identidad Nros. 20.342.254 y 13.784.269, respectivamente, contra la decisión dictada el 21 de abril de 2010, por la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, mediante la cual declaró “INADMISIBLE POR IRRECURRIBLE, el recurso de apelación ejercido contra la decisión dictada el 8 de marzo de 2010, por el Tribunal de Control N° 01 de dicho Circuito Judicial Penal, que declaró sin lugar la solicitud de nulidad absoluta interpuesta y las excepciones opuestas por la defensa de los imputados, de conformidad con lo establecido en los artículos 196, 447 numeral 2, así como 437 literal c, todos del Código Orgánico Procesal Penal”, dictada en la causa penal seguida contra los prenombrados ciudadanos por la presunta comisión de los delitos de homicidio calificado por motivos fútiles en grado de complicidad correspectiva, uso indebido de arma de fuego y simulación de hecho punible.

 

En consecuencia, ORDENA:

 

1.- Notificar de esta decisión a la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del Estado Anzoátegui, notificación que deberá acompañarse con copia de este fallo y del escrito continente de la demanda de amparo, con la información de que podrá hacerse presente en la audiencia pública, cuyo día y hora serán fijados por la Secretaría de la Sala, para que exponga lo que estime pertinente acerca de la demanda de amparo constitucional a que se contraen las presentes actuaciones. Se le advertirá al notificado que su ausencia no será entendida como aceptación de los hechos que se le imputaron.

2.- Notificar a la ciudadana María Elena Bermúdez García, en su carácter de tercero interesada.

 

3.- Notifíquese de la presente acción a la ciudadana Fiscal General de la República. 

 

Publíquese, regístrese y notifíquese. Cúmplase lo ordenado.

 

Dada, firmada y sellada en el Salón de Despacho de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, en Caracas, a los 15 días del mes de febrero de dos mil once (2011). Años: 200º de la Independencia y 151º de la Federación.

 

             La Presidenta de la Sala,

 

 

 

 

LUISA ESTELLA MORALES LAMUÑO

                      Ponente

 

 

El Vicepresidente,

 

 

                                                          

FRANCISCO ANTONIO CARRASQUERO LÓPEZ

 

 

 

Los Magistrados,

 

 

 

 

MARCOS TULIO DUGARTE PADRÓN

 

 

 

 

CARMEN ZULETA DE MERCHÁN

 

 

 

 

ARCADIO DE JESÚS DELGADO ROSALES

 

 

 

 

 

JUAN JOSÉ MENDOZA JOVER

 

 

 

GLADYS MARÍA GUTIÉRREZ ALVARADO

 

 

 

 

El Secretario,

 

 

JOSÉ LEONARDO REQUENA CABELLO

 

 

Exp. Nº 10-0536

LEML/b