TRIBUNAL   SUPREMO   DE    JUSTICIA.   SALA   DE   CASACIÓN    SOCIAL

Caracas, nueve (9) de agosto de 2013. Años: 203º y 154º

 

En el juicio que por cobro de horas extras y otros conceptos laborales, siguen los ciudadanos SOTILLO SORANGE ANTONIO, TOMÁS PÉREZ, MIGUEL SILVA, HIPÓLITO TERÁN, DILVIO DÁVILA, DELIO DUN, CARLOS GONZÁLEZ, FRANKLIN ESCULPI, JOSÉ RONDÓN, RAYNER BRACAMONTE, VÍCTOR GUERE, ANDRY NÚÑEZ, FERNANDO BARRIOS, ALEXIS PINTO, FRANCISCO VENTURA, STUART MARÍN, ANTONIO BLANCO y RAFAEL VELÁSQUEZ, representados judicialmente por los abogados Yesenia Pino y Jesús Herguita, contra la sociedad mercantil PRODUCTOS EFE, S.A., representada judicialmente por los abogados Mario Trivella, Cesar Carballo, Rubén Maestre, Nelson Osio, Sibeya Gartner, María Valente y Pablo Trivella; el Juzgado Segundo Superior del Trabajo de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, conociendo en apelación dictó sentencia definitiva, en fecha 8 de abril de 2013, declarando con lugar el recurso de apelación ejercido por la parte demandante contra la sentencia de fecha 5 de febrero de 2013, proferida por el Juzgado Quinto de Primera Instancia de Juicio del Trabajo del Área Metropolitana de Caracas, modificando la decisión recurrida.

 

Contra la decisión de alzada, en fecha 16 de abril de 2013, la representación judicial de la parte demandada interpuso recurso de control de la legalidad, siendo remitido el expediente a esta Sala de Casación Social.

 

El 6 de junio de 2013, se dio cuenta en Sala, y se designó ponente al Magistrado Luis Eduardo Franceschi Gutiérrez, quien con tal carácter suscribe el presente fallo.

 

 

 

Cumplidas las formalidades legales, y siendo la oportunidad legal para ello, pasa esta Sala de Casación Social a decidir, conforme a las siguientes consideraciones:

 

ÚNICO

 

El artículo 178 de la Ley Orgánica Procesal del Trabajo establece el control de la legalidad, como la vía recursiva para impugnar ante la Sala de Casación Social del Tribunal Supremo de Justicia, aquellas decisiones emanadas de los Tribunales Superiores del Trabajo que no sean recurribles en casación y que violenten o amenacen con violentar normas de orden público; ello, a fin de restablecer el orden jurídico infringido. Asimismo, se encuentra limitada la oportunidad para interponer el referido recurso, a un lapso preclusivo de cinco (5) días hábiles, los cuales de conformidad con el artículo 165 eiusdem y según criterio plasmado en sentencia N° 569, emanada de esta Sala en fecha 29 de abril de 2008, caso: Maritza Margarita Antequera Nelo contra Promotora Millenium, C.A., comenzarán a transcurrir una vez vencido el lapso que la ley otorga para publicar la sentencia, y a través de escrito, el cual no podrá exceder de tres (3) folios útiles y sus vueltos, pues tal inobservancia acarrearía la inadmisibilidad de éste.

 

En ese orden, verificado el cumplimiento de los requisitos técnicos- formales exigidos sub iudice, pasa esta Sala de Casación Social a analizar los elementos sustanciales de admisibilidad:

 

En el caso sub examine, denuncia la recurrente:

 

La violación del artículo 12 del Código de Procedimiento Civil y 168 de la Ley Orgánica Procesal del Trabajo, señalando que la recurrida no tomó en cuenta lo alegado y probado por su mandante, pues aunque habiendo otorgado valor probatorio a los acuerdos colectivos promovidos por la parte demandada, desconoce los hechos probados a través de ella, asimismo, la recurrida les da pleno valor probatorio a las resultas enviadas por Sodexho Venezuela Alimentación y Servicios Alservi, C.A., donde se demuestra que los trabajadores del tercer turno hasta la fecha de interposición de la demanda, disfrutaban de sus alimentos entre las dos de la mañana (2 a.m.) y tres de la mañana (3 a.m.), es decir, durante las horas que los trabajadores suspendían la prestación del servicio.

 

Adicionalmente, indican que la decisión del ad quem da por demostrado que cada uno de los trabajadores demandantes, laboran durante su hora de descanso, al atribuirle al acta de inspección levantada por la Inspectoría del Trabajo en fecha 20 de agosto de 2010, un alcance y afirmaciones que a su decir no tienen.

 

En segundo lugar, la violación del artículo 192 de la Ley Orgánica del Trabajo, donde se establece que la duración de las comidas y reposos en comedores dispuestos por el patrono no se computaran como tiempo de servicio.

 

En tercer lugar, la violación del artículo 90 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, pues la decisión de la recurrida señala que la jornada de trabajo excede los límites establecidos en el artículo 90 eiusdem, “cuando en realidad de una simple constatación de esta sala se puede verificar que este horario se ajusta a los extremos legales y constitucionales”.

 

En cuarto lugar, la violación del artículo 135 de la Ley Orgánica Procesal del Trabajo, refiriendo que la decisión recurrida indica que su representada no determinó con precisión la jornada de trabajo cumplida por los demandantes, lo cual es absolutamente falso, pues su representada ha reconocido cual es el horario de trabajo por los actores el cual se ajusta perfectamente a la normativa legal.

 

Ahora bien, del análisis del hilo argumental expuesto por la parte recurrente, así como de la sentencia impugnada y las restantes actas que conforman el expediente, no se denota violación alguna del orden público absoluto, en consecuencia, visto que el alcance del control de la legalidad ejercido no se ajusta a los fines del recurso, debe necesariamente declararse su inadmisibilidad. Así se resuelve.

 

DECISIÓN

 

Por las razones antes expuestas, este Tribunal Supremo de Justicia, en Sala de Casación Social, administrando justicia en nombre de la República Bolivariana de Venezuela por autoridad de la Ley, declara: INADMISIBLE el recurso de control de la legalidad interpuesto por la parte demandada, contra la sentencia proferida por el Juzgado Segundo Superior del Trabajo de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, de fecha 8 de abril de 2013.

 

No hay expresa condenatoria en costas del recurso, dada la naturaleza de la presente decisión.

 

Publíquese, regístrese y remítase el expediente a la Unidad de Recepción y Distribución de Documentos de la Circunscripción Judicial supra identificada. Particípese de esta remisión al Juzgado Superior de origen antes mencionado, de conformidad con lo establecido en el artículo 176 de la Ley Orgánica Procesal del Trabajo.

 

Particípese de esta remisión al juzgado superior de origen antes mencionado.

 

El Presidente de la Sala y Ponente,

 

 

________________________________________

LUIS EDUARDO FRANCESCHI GUTIÉRREZ

 

La Vicepresidenta,                                                                Magistrado,

 

 

__________________________________       _______________________________

CARMEN ELVIGIA PORRAS DE ROA        OCTAVIO JOSÉ SISCO RICCIARDI

 

Magistrada,                                                                Magistrada,

 

 

__________________________________   _________________________________

SONIA COROMOTO ARIAS PALACIOS   CARMEN ESTHER GÓMEZ CABRERA

 

El Secretario,

 

 

____________________________

MARCOS ENRIQUE PAREDES

 

 

C.L. N° AA60-S-2013-000704

Nota: Publicada en su fecha a las

 

 

 

El Secretario,