MAGISTRADO PONENTE: LEVIS IGNACIO ZERPA

EXP. Nº 2006-0221

 

Mediante Oficio Nº CSCA-2005-3971 de fecha 14 de diciembre de 2005, la Corte Segunda de lo Contencioso Administrativo remitió a esta Sala el expediente contentivo del recurso contencioso administrativo de anulación ejercido por el abogado Rodolfo Perera Díaz, inscrito en el Inpreabogado bajo el N° 37.967, en su carácter de apoderado judicial de la sociedad mercantil INVERSIONES SACUPANA, C.A., inscrita en el Registro Mercantil Segundo de la Circunscripción Judicial del Distrito Federal y Estado Miranda, en fecha 07 de mayo de 1988, bajo el N° 41, Tomo 88-A Sgdo., contra la Providencia Administrativa N° 370-04 del 05 de abril de 2005, dictada por la INSPECTORÍA DEL TRABAJO EN EL ESTE DEL ÁREA METROPOLITANA DE CARACAS, mediante la cual se declaró con lugar la solicitud de calificación de despido, reenganche y pago de salarios caídos incoada por la ciudadana Iris La Rosa, contra la referida empresa.

Tal remisión fue efectuada en virtud del conflicto negativo planteado entre dicha Corte y el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Región Capital, los cuales se declararon incompetentes para conocer el recurso de nulidad incoado.

El 31 de enero de 2006 se dio cuenta en Sala y por auto de la misma fecha, se designó ponente al Magistrado Levis Ignacio Zerpa, a los fines de decidir el conflicto de competencia.

I

ANTECEDENTES

En escrito presentado en fecha 21 de mayo de 2004, ante el Juzgado Superior Sexto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Región Capital, encargado de la distribución de las causas, el abogado Rodolfo Perera Díaz, antes identificado, en su carácter de apoderado judicial de la sociedad mercantil Inversiones Sacupana, C.A., interpuso recurso de nulidad contra la Providencia Administrativa N° 370-04 del 05 de abril de 2005, dictada por la Inspectoría del Trabajo en el Este del Área Metropolitana de Caracas, mediante la cual se declaró con lugar la solicitud de calificación de despido, reenganche y pago de salarios caídos incoada por la ciudadana Iris La Rosa.

 Luego, el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Región Capital, al cual le correspondió conocer la causa, por auto del 02 de noviembre de 2004, declaró su incompetencia para conocer de los autos, indicando que el presente asunto debe ser tramitado ante las Cortes de lo Contencioso Administrativo, de conformidad con el criterio sentado por la Sala Constitucional de este Alto Tribunal, en fallo del 20 de noviembre de 2002.

Mediante decisión de fecha 19 de julio de 2005, la Corte Segunda de lo Contencioso Administrativo se declaró a su vez incompetente para conocer el recurso de nulidad interpuesto, planteando un conflicto negativo ante esta Sala Político-Administrativa.

II

COMPETENCIA

Debe esta Sala establecer, en primer término, su competencia para resolver el conflicto negativo planteado, razón por la que debe atenderse a lo dispuesto en los artículos 70 y 71 del Código de Procedimiento Civil, los cuales rezan:

“Artículo 70. Cuando la sentencia declare la incompetencia del Juez que previno, por razón de la materia o por el territorio en los casos indicados en el artículo 47, si el Juez o Tribunal que haya de suplirle se considerare a su vez incompetente, solicitará de oficio la regulación de la competencia”.

“Artículo 71. La solicitud de regulación de la competencia se propondrá ante el Juez que se haya pronunciado sobre la competencia, aun en los casos de los artículos 51 y 61, expresándose las razones o fundamentos que se alegan. El Juez remitirá inmediatamente copia de la solicitud al Tribunal Superior de la Circunscripción para que decida la regulación. En los casos del artículo 70, dicha copia se remitirá a la Corte Suprema de Justicia si no hubiere un Tribunal Superior común a ambos jueces en la Circunscripción...”. (subrayado de la Sala)

 

Ahora bien, el numeral 51 del artículo 5 de la Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia de la República Bolivariana de Venezuela, dispone lo siguiente:

“Artículo 5. Es de la competencia del Tribunal Supremo de Justicia como más alto Tribunal de la República:

51. Decidir los conflictos de competencia entre Tribunales, sean ordinarios o especiales, cuando no exista otro Tribunal superior y común a ellos en el orden jerárquico, remitiéndolo a la Sala que sea afín con la materia y naturaleza del asunto debatido”.

 

En atención a las normas indicadas, se observa que en el caso de autos se ha planteado un conflicto de competencia entre el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Región Capital y la Corte Segunda de lo Contencioso Administrativo, los cuales se declararon incompetentes para conocer del recurso de nulidad ejercido contra la Providencia Administrativa N° 370-04 del 05 de abril de 2005, dictada por la Inspectoría del Trabajo en el Este del Área Metropolitana de Caracas; y por cuanto ambos tribunales tienen atribuida la competencia en materia contencioso administrativa, esta Sala Político-Administrativa al ser el máximo órgano en dicha jurisdicción, se declara competente para conocer el conflicto planteado.

Para decidir, la Sala observa:

III

ANÁLISIS DE LA SITUACIÓN

Determinada la competencia de esta Sala a los fines de resolver el conflicto suscitado, se aprecia que en el caso de autos ha sido interpuesto un recurso de nulidad contra la Providencia Administrativa N° 370-04 del 05 de abril de 2005, dictada por la Inspectoría del Trabajo en el Este del Área Metropolitana de Caracas, mediante la cual se declaró con lugar la solicitud de calificación de despido, reenganche y pago de salarios caídos incoada por la ciudadana Iris La Rosa.

Ahora bien, atendiendo al criterio actualmente sostenido por este Máximo Tribunal, el cual establece que la competencia para conocer de los recursos de nulidad interpuestos contra los actos emanados de las Inspectorías del Trabajo corresponde en primera instancia a los Juzgados Superiores en lo Civil y Contencioso Administrativo Regionales y, en segunda instancia, a las Cortes de lo Contencioso Administrativo, y por cuanto en el caso de autos fue interpuesto un recurso de nulidad contra una providencia administrativa emanada de la Inspectoría del Trabajo en el Este del Área Metropolitana de Caracas, esta Sala concluye que el competente para conocer de la causa es el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la  Región Capital. Así se decide.

IV

DECISIÓN

Atendiendo a los razonamientos expuestos, esta Sala Político-Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la Ley, declara:

1.- QUE ES COMPETENTE para resolver el conflicto de competencia suscitado en el presente proceso.

2.- QUE CORRESPONDE AL JUZGADO SUPERIOR CUARTO EN LO CIVIL y CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO DE LA  REGIÓN CAPITAL, la COMPETENCIA para conocer del recurso de nulidad interpuesto por el abogado Rodolfo Perera Díaz, en su carácter de apoderado judicial de la sociedad mercantil INVERSIONES SACUPANA, C.A., contra la Providencia Administrativa N° 370-04 del 05 de abril de 2005, dictada por la INSPECTORÍA DEL TRABAJO EN EL ESTE DEL ÁREA METROPOLITANA DE CARACAS, mediante la cual se declaró con lugar la solicitud de calificación de despido, reenganche y pago de salarios caídos incoada por la ciudadana Iris La Rosa, contra la referida empresa.

 Publíquese, regístrese y comuníquese. Remítase el presente expediente al mencionado juzgado. Cúmplase lo ordenado.

Dada, firmada y sellada en el Salón de Despacho de la Sala Político-Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia, en Caracas, a los veintiún (21) días del mes de febrero del año dos mil seis (2006). Años 195º de la Independencia y 147º de la Federación.

                      

La Presidenta

EVELYN MARRERO ORTÍZ

   La Vicepresidenta,

YOLANDA JAIMES GUERRERO

 

Los Magistrados,

LEVIS IGNACIO ZERPA       

 Ponente

HADEL MOSTAFÁ PAOLINI

 

EMIRO GARCÍA ROSAS

 

La Secretaria (E),

SOFÍA YAMILE GUZMÁN

En veintidós (22) de febrero del año dos mil seis, se publicó y registró la anterior sentencia bajo el Nº 00453,  la cual no esta firmada por la Magistrada Evelyn Marrero Ortíz por no estar presente en la discusión, por motivos justificados.

                                                                                                  La Secretaria (E),      

                                                                             SOFÍA YAMILE GUZMÁN